Branded Content, ¿por qué es tan importante?

Cada vez es más común encontrarse con empresas que centran su foco de atención en los clientes y no en las ventas, es por eso que muchas han comenzado a utilizar herramientas de marketing como el Branded Content. En Sr. Potato te contamos de qué se trata esta técnica y cómo puede beneficiarte.

¿Y qué es esto del Branded Content?

Empecemos resolviendo esta duda.

El branded content es una técnica de marketing que consiste en generar contenido que transmita una experiencia diferencial y que esté vinculado a una marca, para que permita conectar esa marca con el consumidor. En síntesis, se busca transmitir el core de una marca: su razón de ser, sus valores, sus opiniones… aquellos elementos menos tangibles.

Mediante el uso de esta herramienta, las marcas centran su preocupación e intereses en los consumidores y no en su propio beneficio. El objetivo es que los posibles clientes pasen de ser unos completos desconocidos a ser prescriptores fieles de la marca.

Algunas de las características del branded content son…

  • Se centra en los valores de la marca, no en sus productos o servicios. Es decir, se basa en las cualidades intangibles de la marca, aquellas como la personalidad de marca, las emociones, los valores…
  • Busca generar notoriedad de marca. Más que buscar la venta o las conversiones directas, los contenidos creados buscan impactar a la audiencia y conseguir que estos hablen de la marca.
  • Genera valor añadido para el consumidor. Generalmente este valor añadido viene de mano del entretenimiento, por el cual las marcas persiguen crear un contenido que los usuarios quieren consumir.
  • Busca la conexión con los usuarios y apelar a las emociones. El branded content trata de apelar las emociones y sentimientos de los usuarios utilizando diversas técnicas narrativas, tratando de establecer una conexión profunda con los usuarios.
  • Uso del storytelling. Lo que se persigue con este tipo de contenidos es contar una historia representativa de la marca al espectador. Se trata de crear y desarrollar historias en las cuales las personas tengan más importancia que los productos o servicios de la empresa.

Os preguntaréis, ¿y qué beneficio puedo obtener con esto?

Una vez entendida la esencia del branded content, es importante que se tengan claros los principales beneficios que se obtienen al trabajar con este tipo de herramienta.

Por tanto, os enseñamos los principales beneficios de esta técnica:

  • No es invasivo. Mientras que la publicidad convencional genera cada vez más rechazo entre los consumidores al utilizar herramientas que dificultan la navegación, el branded content no necesita de medios intrusivos, ya que las campañas impactan a los espectadores al valerse de historias o mensajes cuyos propósitos no conllevan la venta directa.
  • Mayor viralización de los contenidos. Esto se debe al uso de diferentes formatos que permiten ser compartidos fácilmente y que, a su vez, resultan muy atractivos para la audiencia, por lo que su difusión suele ser a través de redes sociales. Además, al trabajar con formatos más creativos, frescos y originales que remueven las emociones de los consumidores, estos no dudan en compartirlos con sus contactos.
  • Genera engagement y fideliza. El contenido creado no solo busca ser consumido de una manera pasiva, sino que persigue provocar una respuesta por parte de los usuarios, una interacción. Así, la audiencia se puede implicar con la marca de manera más profunda y, con el tiempo, puede llegar a integrarla como parte de su identidad de consumidor.

Pero, ¿acaso no es lo mismo que el marketing de contenidos?

Aunque ciertamente guarden similitudes, no se trata de lo mismo y te explicamos el porqué.

El marketing de contenidos se define como: aquella manera de involucrar a tu público objetivo y hacer crecer tu red de leads y clientes a través de la creación de contenidos relevantes y valiosos, atrayendo así a las personas. De esta manera, se consigue crear una percepción positiva de tu marca, generando más ventas.

Muy parecida la definición, ¿cierto?

Es normal la confusión, sin embargo, la diferencia se encuentra en lo siguiente:

  • El Branded Content se centra única y exclusivamente en conseguir un posicionamiento y una divulgación de marca y, utiliza una tipología concreta de contenidos. Al igual que en el marketing de contenidos, existe una influencia para aumentar las ventas, sin embargo, esta se realiza de manera indirecta, en la cual son los propios consumidores los que deciden adquirir el producto gracias a las sensaciones obtenidas de la marca
  • El marketing de contenidos, por su parte, puede enfocarse al posicionamiento de marca, pero también puede situar su foco en otros objetivos. Además, esto busca ejercer una influencia directa en el aumento del nivel de ventas.

Como sabemos que es un poco difuso, te dejamos por aquí algunos ejemplos

Estrella Damm

Estrella Damm es una de las marcas líderes creando contenidos mediante la utilización del branded content. Y esto se debe a que, cada verano su público espera ansioso los ya tradicionales cortometrajes que elaboran. Como ya comentamos, estos vídeos cuentan historias de personas que comparten el espíritu y los valores de la marca, evocando los sentimientos.

Campaña publicitaria de Estrella Damm en 2021

Balay

Tras cambiar el formato de publicidad en 2012, esta marca decidió poner el peso de su comunicación en las historias de sus trabajadores. De esta manera, han conseguido humanizar la marca y crear una conexión emocional con sus consumidores, haciendo que estos se sientan valorados y parte de la compañía.

Campaña publicitaria de Balay en 2021

Red Bull

Señores y señoras, ante ustedes el rey del branded content. No hay ninguna empresa que le haya podido hacer sombra en lo que a este ámbito se refiere. Red Bull ha conseguido crear una relación muy estrecha entre su público y la marca.

A pesar de que hay muchos ejemplos realizados por la empresa, hemos querido traeros uno que seguro conocéis. El famoso salto de Felix Baumgartner, que fue creado y patrocinado exclusivamente por la marca, generando millones de visualizaciones, miles de comentarios y que desarrolló una viralización masiva en redes sociales. Esta campaña es el claro ejemplo del valor añadido que comentábamos antes: aporta entretenimiento y despierta emociones en el espectador, ¿qué más se puede pedir?

Campaña publicitaria de Red Bull en 2013

Y hasta aquí podemos leer, esperamos que haya sido útil y, si te has quedado con dudas, estamos a tu disposición en nuestras redes sociales y en la página web de Sr. Potato. ¡Lánzate a la carrera de la creatividad y atrévete a conectar con tu público!

Últimas noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.